Últimamente ha habido grandes cuentos y películas de ciencia ficción a cerca de estos enormes animales.  Tanto es así, que se ha creado en la mente de los espectadores y cinéfilos una imagen intimidadora de ellos. Es por ello que en este artículo se hablará algunos cuentos e historias sobre los tiburones.

Cuentos e historias sobre los tiburones que entretienen

En el siguiente esquema se nombrarán cuatro cuentos o historias sobre los tiburones que existen en el mundo de las fábulas.

El tiburón protestón

En esta fábula se cuenta la historia de un tiburón que se quejaba de todo lo que veía y rodeaba. Por ejemplo, se quejaba de las aguas donde habitaba. Es decir, si estaba muy fría no le gustaba y si estaba muy caliente lloriqueaba por el calentamiento global. Además, no le agradaba cualquier pez que se cruzaba a su lado.

Por ello, se cansó el dios de las profundidades acuosas, Poseidón y se le apareció, cumpliéndole todos sus deseos. Si el tiburón quería cambiar algo, Poseidón se lo concedía. Por mencionar un caso, si el quería la aleta que el pedía se la daba, si quería la piel de alguien más lo complacía.

Después de un rato despertó, creyendo él que era un sueño fue a asegurarse a verse en un espejo y vio que estaba exactamente igual por que todo lo que pidió resulta que ya lo tenía.

Cuentos sobre tiburones y otras historias

El primer día de clases del tiburón

En este cuento muestra que el primer día de clases todos los alumnos entre esos incluidos muchos animales. Entre ellos la jirafa, el elefante, el rinoceronte, el gorila, un chimpancé. Y por último un tiburón que estaba dentro de una pecera que es transportada por un carrito de cuatro ruedas.

Y en un momento de la tarde todos estaban haciendo un círculo, riendo y burlándose del tiburón. Decían, que no podía jugar con sus compañeros por que estaba en una pecera y ni siquiera podía jugar futbol.  El profesor dándose cuenta de lo que estaba pasando intervino y aconsejó a los alumnos a no burlarse de las diferencias de los demás.

Y por un increíble milagro le obedecieron y no se burlaron más del tiburón. Y sus compañeros lo incluían en juegos que el pueda jugar y todos fueron felices para siempre.

El tiburón bueno de la playa

Este cuento narra lo sucedido en una playa muy peligrosa plagada de tiburones come humanos; era tan peligrosa que se cerró. Un día un ingenioso humano, llamado Alberto, decidió buscar la solución a este problema y tenía en mente un plan.

Alberto fue un día con su lancha a colocar un campamento a la orilla de la playa, para emprender su plan. Poco a poco fue estudiando de lejos a los tiburones y vio a uno de ellos que no era agresivo.

Con el tiempo Alberto aprendió a interpretar los mensajes que este tiburón le daba y se encariñó mucho con él y le puso el nombre Fredy. Mediante movimientos y expresiones de Fredy le dijo a Alberto que estuviera alerta porque sus demás compañeros planeaban comérselo.

Aunado a lo expuesto, Alberto agilizó su plan y le propuso a Fredy que cuidara las costas de las playas para que sus compañeros no se comieran a las persona y este le iba a dar comida a cambio. Felizmente llegaron al acuerdo y hasta el día de hoy es una de las playas más tranquilas del planeta.

Diego y los tiburones

Había un grupito de amigos que fueron un día al Zoo y el Aquarium. Los guías estaban explicando cada cosa de cada animal y estos niños estaban asombrados por la gran variedad de animales.

Y llegaron al aquarium y explicaron que en uno de los tanques los tiburones se estaban enfermando. Diego quería intervenir y puso junto con sus amigos una cámara grabando el aquarium. Y grabaron algo muy importante. El problema era que unos maleantes estaban vertiendo un líquido venenoso para los tiburones.

Gracias a la astucia de Diego y sus amigo se descubrió lo que estaban sucediendo. Mostraron el vídeo a las autoridades y tomaron cartas sobre el asunto. Gracias a ello, atraparon a los malvados y felicitaron a Diego y compañía. Además les ofrecieron entradas gratis al Zoo.

Fábulas que divierten a los lectores

Hay una buena cantidad de cuentos e historias que a muchos niños y adolescentes les encantarían. Muchos padres y madres pueden leérselas a sus hijos para que sepan más datos e información sobre estos animales tan increíbles. Anímate a fomentar la lectura sobre tiburones.