Los tiburones de arrecifes del Caribe se caracterizan por su agilidad a la hora de nadar y localizar a sus presas. A su vez, cuentan con la capacidad de detectar a los peces peleando, debido a que puede distinguir los sonidos de baja frecuencia. Estos tiburones se distinguen del resto por múltiples características. Sigue leyendo para conocer más sobre el Tiburón de arrecife del Caribe.

Tiburón de arrecife del Caribe: Cómo distinguirlos

Este ejemplar es frecuentemente confundido con otras especies de su familia. Por esta razón, se enumeran una serie de características distintivas de dicho animal.

Descripción general del tiburón de arrecife del Caribe

Tiburón de arrecife del CaribeEste género de tiburón es el más conocido de todo el mar Caribe. De hecho, muchos turistas los prefieren para sumergirse en el agua y bucear con ellos, incluso se arriesgan a darles comida. Eso demuestra que, dentro de lo que cabe, no representan un peligro para el ser humano. Es bien conocido que solo atacan cuando se sienten bajo amenaza.

Origen del tiburón de arrecife del Caribe

En un principio, el tiburón de arrecife del Caribe fue denominado como Perezi Platypodon en el año de 1876. Aunque distintos autores cambiaron el género Platypodon a Carcharhinus, por eso ahora es conocido como Carcharhinus Perezi.

Taxonomía del tiburón de arrecife del Caribe

Al basarnos en la taxonomía que posee el tiburón de arrecife del Caribe, esta es la clasificación que recibe:

  • Reino: Animalia

  • Filo: Chordataión

  • Clase: Chondrichthyes

  • Subclase: Elasmobranchii

  • Orden: Carcharhiniformes

  • Familia: Carcharhinidae

  • Género: Carcharhinus

  • Especie: Carcharhinus Perezi

Características generales del tiburón de arrecife del Caribe

Su cuerpo es robusto e hidrodinámico, esto le da la capacidad de desenvolverse como un experto en el fondo del agua. Sus distintivas aletas tienen un color oscuro que, desde su cuerpo hasta la punta de las mismas, se va degradando hasta casi llegar al negro.

En su vientre, el color es un blanco amarillento y, a los lados, tiene una blanca banda poco visible. Los ojos del tiburón de arrecife del Caribe son de forma esférica y su membrana se mantiene nictitante. Como promedio, el tiburón de arrecife del Caribe presenta filas que cuentan con 11 o 13 dientes en las dos mandíbulas.

La mayoría de sus dientes presentan un aspecto oblicuo pero 2 o 4 dientes tienen forma firme. La reproducción de estos animales es vivípara. Su período de gestación puede alargarse un año y las hembras de la especie quedan embarazadas después de 2 años de tener sus crías.

Ubicación del tiburón de arrecife del Caribe

Es hallado frecuentemente en la zona del occidente del océano Atlántico, desde el norte de Brasil a Florida. Además, es muy común que esta especie sea ubicada en el Caribe, en los arrecifes de coral. También ha sido visto en el Golfo de México y las Islas Bermudas.

Siendo más específicos, tiende a nadar a unos 30 metros de profundidad. Esto hace que sean fácilmente detectables en las zonas de costas.

Alimentación del tiburón de arrecife del Caribe

Tiene una muy variada dieta que consta de peces ubicados en los arrecifes y elasmobranquios, como las rayas águilas y las amarillas. Los ejemplares más pequeños de esta especie buscan alimentarse de peces más pequeños, cangrejos y camarones.

El tiburón arrecife del Caribe posee la capacidad de detectar sonidos de frecuencia baja, indicativo de la lucha de varios peces. Esto le permite acercarse con rapidez a la zona donde sus presas se encuentran.

Tamaño del tiburón de arrecife del Caribe

Raramente se han visto ejemplares que alcanzan hasta los 3 metros de longitud. Generalmente, miden 2 o 2 metros y medio. Pueden llegar a pesar casi 100 kilos, aunque la mayoría usualmente llega a sobrepasar por poco los 70 kilos.

Amenazas del tiburón de arrecife del Caribe

Una razón por la que la población de este escualo se ha visto comprometida, es dada la continua explotación del lugar que habita. Su reproducción lenta también perjudica la conservación del tiburón de arrecife del Caribe. Por otro lado, la excesiva pesca sin medida contra su especie es otra de las amenazas que presenta.

Tiburón de arrecife del Caribe: Función en la ecología

Este gran depredador, cumple con la importante labor de controlar la cantidad y el tamaño de sus más pequeños vecinos. De este modo, contribuye en gran manera a conservar el equilibrio ecológico.